Inicio » Agropecuarias » Desde la UTT se diferencian de la Mesa de Enlace: “No todo es lo mismo en el campo, queremos retenciones pero segmentadas”

Desde la UTT se diferencian de la Mesa de Enlace: “No todo es lo mismo en el campo, queremos retenciones pero segmentadas”

Fuente: El Miércoles Digital

Desde la UTT de Entre Ríos aseguran que los pequeños productores quieren “retenciones segmentadas” y se diferencian de la Mesa de Enlace: “Que la sociedad no se deje engañar por discursos que defienden intereses concentrados contrarios a su bienestar», advirtieron. También apuntaron contra ACA, “que concentra y controla el 30 por ciento de la producción”.

Tras la decisión del gobierno de Alberto Fernández de ajustar el esquema de las retenciones a las exportaciones, se conocieron diferentes rechazos desde los sectores dominantes de la producción agropecuaria. Pero otros sectores de la ruralidad aseguran que no todo es lo mismo en el campo, se distancian de la Mesa de Enlace y matizan el impacto del decreto presidencial. Así, por ejemplo, desde la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT) salieron a cuestionar la reacción de los gigantes agropecuarios contra las medidas anunciadas.

«Nuestro campo, el que trabaja con los pies en la tierra, propone retenciones segmentadas. Esto quiere decir gravar la exportación según la facturación de las cooperativas y la situación de las economías regionales. En este sentido era lógico que el nuevo gobierno iba a actualizar el derecho a exportación. Los 4 pesos adicionales fueron tomados con un dólar a 38 contra los 63 actuales», explicaron a través de un comunicado.

Nahuel Levaggi, integrante de la UTT, analizó las críticas hacia el mandatario por el decreto y aseguró: «Lo que entendemos que está pasando ahora es una avanzada de la derecha y de los sectores concentrados que usan como excusa esto y agitan el fantasma del 2008 y esto es contrario a las mayorías populares».

«Desde el lugar que ocupamos nosotros quisimos salir a sentar posición. Estamos a favor de una política redistributiva como las retenciones, también marcamos que tienen que ser segmentadas», aclaró Levaggi, en diálogo con medios porteños. La UTT nuclea a 16 mil familias de todo el país. Y no se opone a las retenciones, pero sí plantea la segmentación, sosteniendo: «Necesitamos la segmentación de las retenciones. Nos hubiera gustado discutir y resolver esta decisión, antes o paralelamente. Tenemos propuestas y muchas más problemáticas que nos afectan: el precio de los insumos, los seguros multi riesgo, las semillas, el alto costo de los servicios, necesidades en infraestructura, caminos rurales, seguridad, etc».

En nuestra zona, Christian Acosta –referente de la UTT, asociación que nuclea a pequeños productores agropecuarios y de la agricultura familiar) manifiesta la posición de la organización: “En primer lugar queremos dejar en claro que no hay un campo unificado, no hay una única mirada sobre la forma de producción y sobre el modelo de país que queremos. Lo que hay es una minoría muy pequeña pero poderosa que concentra la mayoría de las tierras, que son quienes tienen capacidad de acopiar y ensilar, es decir que pueden especular con el alza del dólar. Y tienen mayor capacidad de incidir sobre la economía del país, pagan magros salarios a los trabajadores de la tierra. Ese campo concentrado no tiene mucho que ver con el campo que representamos nosotros: el de la economía popular, el de la agricultura familiar, campesina e indígena, sin tierra… donde tenemos compañeros que pagan 12 mil pesos por mes la hectárea para poder producir, sin contar insumos y demás…”

Por eso desde la UTT piden que la sociedad no se deje engañar «por discursos que defienden intereses concentrados contrarios al bienestar del pueblo, lejanos a la lucha contra el hambre». Acosta asegura: “Nosotros hemos tenido una pérdida de derechos en los últimos cuatro años, perdimos derechos tributarios y sociales, perdimos incentivos que existían, nuestra gente está pensando cómo pasará estas fiestas, no está pensando en el precio de la soja o el trigo”.

«Que paguen más los que más tienen», coincide Acosta con Levaggi, y añade: “En Entre Ríos, estos que ahora están empezando a plantear cortar la ruta por estas retenciones, no lo hicieron cuando Macri las puso”. En efecto, como están mostrando los especialistas en la temática, el decreto de Fernández no hace más que actualizar los montos de las retenciones que, a regañadientes, había instaurado Macri. En ese entonces, hasta Alfredo De Angeli las apoyó, por lo cual ahora, asegura Acosta, se evidencia que “esto responde a una cuestión política. Y lamentablemente hay productores medianos que caen en esa trampa. Aquí en nuestra provincia no es el Estado el que se queda con la ganancia, está la Asociación de Cooperativas Argentinas (ACA) que concentra y exporta el 30% de la producción, y es la que maneja los puertos, que está en Concepción del Uruguay y Gualeguaychú, y es la que le vende los granos, los seguros, los agroquimicos, la que le compra la producción y la que tiene la capacidad de tener 300 silos de 200 toneladas acopiando y esperando el alza del dólar. Son las exportadoras las que los explotan y es una lastima que esos productores, que tienen problemas y que no se dan cuenta, terminan haciéndole el juego a las exportadoras. Por eso planteamos la segmentación de las retenciones”.

Acosta abundó en que ACA “tiene casi 86.000 toneladas de grano acopiados, son la única con esa capacidad en Entre Ríos, y estamos hablando de casi 29 millones de dolares al precio de la soja de hoy. Es especulación financiera, porque lo pueden tener hasta 2 años en silo si quieren. Esos 29 millones de dólares equivalen a 1.600 millones de pesos. Es más que el presupuesto del Ministerio de Desarrollo Social de la provincia”, compara el referente de la UTT.

Comentarios

comentarios