sábado , 19 octubre 2019
Inicio » Agropecuarias » Detectan anomalías nerviosas en habitantes del campo entrerriano y las relacionan con los agroquímicos

Detectan anomalías nerviosas en habitantes del campo entrerriano y las relacionan con los agroquímicos

Fuente:ELENTRERIOS
Un estudio realizado por la Fundación CENER (Centro de Neurología y Recuperación Psicofísica) reveló que pacientes que viven en zonas rurales padecen mayor disminución de velocidad de conducción nerviosa que aquellos que residen en áreas urbanas.

Esta fundación, cuya sede está ubicada en General Galarza, realiza estudios científicos para determinar las diferencias que existen entre pacientes con enfermedades neurológicas que viven en zonas rurales, de hasta 2 mil habitantes, y los que residen en áreas urbanas.

En esta oportunidad, analizaron la velocidad de conducción de los nervios periféricos de miembros inferiores y miembros superiores. Los resultados revelaron que quienes residen en el campo presentan una disminución neuronal mayor que quienes viven en las ciudades.

Lo relacionan con la cantidad de agrotóxicos

El director de CENER, el neurólogo Santiago Sanfilippo, afirmó que “hemos comprobado que los pacientes que viven en zonas rurales presentan una disminución de la velocidad de conducción del 20%. Esto indica que existe un problema en el nervio periférico, especialmente a nivel de la mielina”.

Y en este sentido explicó: “Estos pacientes tienen lo que se denomina una polineuropatía de carácter milínico y con cierto componente axonal, por lo que podríamos considerar que se trata de un problema nutricional, metabólico o tóxico”.

Y agregó: “Esto lo relacionamos con la cantidad de agroquímicos que se están utilizando y esa puede ser una de la causas porque no encontramos otro factor que nos ayude a pensar en otro tipo de patología. Hemos tenido pacientes incluso que han sido fumigados, que están en las escuelas o gente que trabaja directamente con agroquímicos con severos casos de esta neuropatía. Esta condición de la disminución de conducción nerviosa es muy significativa entre un grupo y otro”, sostuvo.

Los síntomas

El profesional enumeró que los síntomas que se manifiestan son “pérdida de fuerza, dolores de tipo quemante en las piernas y en los pies, hormigueos, sensación de frío o de calor en la planta de los pies”.

Mientras que para su tratamiento se suministran vitaminas reconstituyente de la mielina y neurorehabilitación.

Por otra parte Sanfilippo señalo que siguen avanzando con respecto a los demás estudios, “especialmente con la proporción de Parkinson, con la cantidad de malformaciones y con alteraciones en el Alzheimer para ver si la reserva cognitiva en los pacientes que viven en la zona rural es menor que la de los pacientes que viven en zona urbana y eso los hace más propensos a tener enfermedades degenerativas y demenciales”.

Comentarios

comentarios