domingo , 16 junio 2019
Inicio » Cultura » Gualeguaychú: El maestro que emocionó con la lista de pedidos

Gualeguaychú: El maestro que emocionó con la lista de pedidos

Fuente: El día

Christian Leissa conmovió al pedir cosas que generalmente se pasan por alto, ya sea por rutina o por descuidos: que se recicle lo que se tiene para no contaminar y proteger el medioambiente, que se regale/comparta lo que sobre o no se use, y que no se compre y consuma innecesariamente si aún sirve. Además de respeto, empatía, solidaridad y ganas de aprender.

Leissa es oriundo de Villa Paranacito, pero actualmente vive y estudia en Gualeguaychú, al mismo tiempo de ser maestro en Ceibas en la Escuela NINA N°12 “Wolf Schcolnik” en 5to grado «A». Y al igual que la mayoría de los docentes en esta época del año envió la lista de los útiles escolares a los padres de sus alumnos, pero la suya fue diferente a las demás. En vez de una nota tipeada en computadora envió una carta escrita a mano con un mensaje tan profundo que no tardó en viralizarse en las redes sociales.

La nota

“Teniendo en cuenta la delicada situación socio económica, la circular N° 03/2019 del CGE y en un planeta con alto nivel de contaminación, invito a las familias a reciclar, reutilizar, intercambiar con otras familias y también a regalar lo que ya no usen o les sobre”, reza la nota, la cual concluye con la siguiente frase: “Lo nuevo no siempre es lo mejor. Lo mejor es lo que se hace con amor y esfuerzo”.

Los únicos elementos que pidió fueron una «carpeta con las materias separadas, elementos de escritura y borrado, elementos de geometría, curiosidad y ganas de saber, solidaridad, empatía, respeto a los demás y a sí mismos«. Nada más: un lápiz, un papel y ganas de aprender.

“Ni me imaginé que esto iba a tomar esta dimensión. Fue totalmente inesperado, una locura. Hasta un amigo que anda en Alemania se cruzó con la carta. Además, me llamaron de países como Australia o México, inclusive se comunicó conmigo un grupo de profesores de Panamá”, le confesó Christian Leissa a El Día.

Durante la charla, el maestro explicó que el motivo por el cual envió el mensaje no fue solamente porque “la situación está complicada y porque haya gente que de verdad se le complica mucho comprar los útiles”, sino que hay otras cuestiones de fondo “Esto no es una apología o una romantización de la pobreza ni mucho menos. Simplemente invito a repensar un poco y ver hasta qué punto estamos inmersos en la cultura de un consumismo innecesario. No estoy en contra de consumir, porque eso da trabajo y reactiva la economía. Pero el consumismo es comprar algo que no necesito pero que la publicidad o las modas nos hacen creer que sí”, detalló y agregó “Si aún sirve lo del año pasado, no hay necesidad de comprar otro nuevo”.

Pero además, su mensaje también aborda un aspecto ecológico: “El pedido de reutilización y reciclaje tiene que ver con el cuidado del medioambiente. Estamos viviendo en un planeta con altos niveles de contaminación y la cara no visible del consumismo son las toneladas de basura sin sentido que producimos. Lamentablemente hay personas que compran todo nuevo y cometen la locura de tirar lo viejo, por eso también hablo de dar lo que sobra o compartir. Regalar, compartir, reciclar son todas posibilidades y comportamientos positivos”.

A sus 36 años, y luego de recibirse de “Técnico en seguridad pública” en la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER) y de “Profesor de enseñanza primaria”, su vocación por aprender sigue intacta: cursa el último año del “Profesorado en Ciencias Políticas” en el Instituto de Formación Docente Continua “María Inés Elizalde”. Pero si fuera por él, jamás dejaría de estudiar: “Quiero hacer Abogacía, pero lamentablemente no me lo puedo pagar porque en Gualeguaychú todas las opciones son privadas”.

Comentarios

comentarios